PANCAKES DE PATATA DULCE

pancakes

Si hay una cosa a la que me niego rotundamente, es a hacer una “dieta” mientras como comida sana. Es decir, no creo en absoluto en contar calorías, y mucho menos en basar mi alimentación en apio y espárragos! Creo en una dieta basada en alimentos orgánicos y naturales pero que te aporte todo tipo de placeres culinarios, y eso incluye, como no, unas pancakes! En este caso son unas pancakes de patata dulce (o boniato) que son sanísimas, y además son buenísimas para la piel, cosa que a mí me interesa mucho.

Esta receta está inspirada en una de Deliciously Ella, pero con algunos cambios para adaptarlas a mi gusto de sabor y textura. Este fin de semana las hice y fueron un éxito total – y os aseguro que El Sueco es una audiencia muy complicada y exigente. Yo las tomo con plátano y sirope de arce (que por cierto, es mucho más sano que el sirope de agave y estas cosas parecidas, tiene muchísimos minerales! Eso sí, tiene que ser 100% sirope de arce natural, no las mezclas raras llenas de azúcares) pero podéis poner cualquier fruta que os apetezca, como arándanos, fresas, moras… o incluso vuestra propia mermelada o crema de cacao casera (os contaré mis recetas otro día). Tardo unos 20-30 minutos en hacer esta receta, contando el tiempo que se necesita para cocinar la patata.

Ingredientes (para unas 6-7 pancakes):

  • 100 gr de patata dulce (boniato)
  • 150 ml de leche de avena
  • 100 gr de harina de arroz integral
  • 1ª cucharadita de levadura en polvo (asegurarse de que sea sin gluten)*
  • 1ª cucharada de miel*
  • Un chorrito de sirope de arce
  • Una pizca de canela
  • Aceite de coco (para engrasar la sartén) yo uso este o este

*Podéis ver la equivalencia de las medidas AQUÍ.

Elaboración:

  1. Pelar y cocinar la patata dulce al vapor durante unos 10-15 minutos
  2. Una vez cocinada, ponerla en el procesador con la leche, la harina, levadura, miel, canela y sirope de arce y mezclar unos 30 segundos.
  3. Engrasar una sartén con aceite de coco – poner en papel de cocina y untar con él, si ponéis demasiado las pancakes os saldrán muy planas y nada esponjosas!
  4. Ir echando un par de cucharadas de la mezcla por pancake y dejar que se cocine por el primer lado. Cuando empiece a solidificarse por el lado de arriba, podéis darle la vuelta y cocinar por el otro lado.

Como podéis ver, es lo más sencillo del mundo – mezclar y cocinar! Esta receta es infinitamente más sana y nutritiva que las que se realizan con aceites y harinas refinados y mil aditivos más que son perjudiciales para la salud, por no mencionar que además de no aportarnos nada nutritivo, engordan en vano! Esta es una de mis recetas favoritas (de todas las que he aprendido estos meses) y siempre la hago los domingos por la mañana – y sin remordimientos!

Esta receta nos aporta:

  • Vitamina A, tiamina, riboflavina, niacina, ácido pantoténico, vitamina B6, folato, vitamina C, vitamina E, calcio, hierro, fibra, manganesio, magnesio, fósforo, potasio, sodio, zinc (más lo que aporte los toppings que le pongáis)

Esta receta es:

  • Sin gluten
  • Sin lácteos
  • Vegana

Espero que la probéis este fin de semana y que me contéis el resultado! Estoy segura de que os sorprenderá.

xx

Ally

0 comentarios en “PANCAKES DE PATATA DULCE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *